Last updated August 2011
Noticias
Noticias
Eventos
Eventos
Archivo Eventos
Eventos del pasado
Building on Pilot Experiences
 
»Bellagio report
Preinscripción al Taller PSA Cuenca
Payments for Environmental Services
 
»List of paper and presentation
Noticias y Eventos » Noticias la impresión

Noticias sobre el PSA

  • Influenciando las Políticas sobre Pagos por Servicios Ambientales: Guía para el Equipo de Asesoría Científica y Técnica del GEF

    Sven Wunder de CIFOR y Sheila Wertz-Kanounnikoff, quien recientemente llegó a CIFOR del l’Institut du Développement Durable et des Relations Internationales (IDDRI) en Francia (s.wertz-kanounnikoff@cgiar.org), prepararon una guía sobre pagos por servicios ambientales (PSA), solicitada por el Equipo de Asesoría Científica y Técnica (STAP) del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF). La guía fue presentada al Grupo de Trabajo sobre Biodiversidad (BDTF) por Paul Ferraro, miembro del STAP y colaborador de CIFOR. Se discutieron las oportunidades estratégicas en el campo de PSA, específicamente ¿qué tipo de inversiones en PSA por parte del GEF generarían más probablemente beneficios globales de medio ambiente?, y ¿bajo qué supuestos concretos se sostendrían las hipótesis? Los PSA son relevantes para una serie de áreas focales y programas estratégicos del GEF, incluyendo Biodiversidad (particularmente los programas estratégicos sobre “Financiación Sustentable de Áreas Protegidas a Nivel Nacional” y “Promoviendo Mercados para los Bienes y Servicios de la Biodiversidad”), Cambio Climático, Degradación de Suelos y la estrategia general para el Manejo Forestal Sostenible (MFS).

    En comparación con la política actual del GEF de no financiar pagos directos, el informe recomendó que GEF debería hacer pagos directos en los siguientes casos: a) donde pagos de corto plazo probablemente cambiarían el uso de suelo; b) cuando experimentos puedan persuadir, con la eficiencia de PSA, a compradores de servicios pre-identificados en el largo plazo; c) cuando pagos de largo plazo a través de fideicomisos son la forma más prometedora de conservar biodiversidad valiosa. El informe también sugirió que GEF continúe co-financiando sistemas de PSA públicos, incluyendo los costos de arranque, pero que procure promover las mejores prácticas de implementación que emergen del debate sobre PSA. Por ejemplo, sería importante de incluir consideraciones sobre biodiversidad en el diseño de esquemas de REDD (reducción de Emisiones por Deforestación y Degradación Forestal). En los casos donde GEF considera financiar los altos costos de arranque de esquemas de PSA, habría que diferenciar cuidadosamente la factibilidad de la propuesta particularmente, quien haría los pagos directos a futuro, y evaluar si los costos de arranque realmente son el mayor cuello de botella para la implementación del proyecto

    El informe estimuló una discusión amplia dentro del BDTF. A pesar de dudas expresadas sobre la perspectiva de involucrar al GEF en pagos directos a largo plazo, los consejos substanciales y específicos en el informe fueron apreciados por todos. El informe fue considerado útil y provocativo, siendo el tipo de información que STAP debería considerar. Será llevado a consideración en el proceso de estrategia del GEF-5, junto a una serie de inquietudes levantadas por los miembros del grupo de trabajo.

    Para más información, favor contactar a Sven Wunder (s.wunder@cgiar.org)

  • Pagos por Servicios:Ambientales: ¿moda pasajera o futuro?

    ¿Cómo traducir los servicios ambientales (SA) externos, tradicionalmente no comercializados, en incentivos financieros reales para los dueños y usuarios de la tierra, proveedores de estos servicios? Una forma es a través de pagos por servicios ambientales (PSA), un enfoque innovador que se ha utilizado para proteger o fomentar servicios ambientales en 4 áreas: carbono, cuencas, biodiversidad y valores paisajísticos. Experimentos con PSA ya se han venido realizado desde hace algún tiempo, sobre todo en América Latina. ¿Cómo están los avances? ¿Será una herramienta principal a futuro en el manejo ambiental? o más bien, ¿Será otra moda pasajera de corta duración?

    Los programas de PSA básicamente caen en dos categorías: Primero, los esquemas financiados por los usuarios de servicios, normalmente siendo de pequeña escala, enfocados en un solo servicio, como carbono o protección de cuencas, con pagos diferenciados y concentrados en el espacio. Aparentemente, tales esquemas pueden ser bastante eficientes en lograr sus objetivos ambientales, pero su inicio toma tiempo y es caro. La segunda categoría es el tipo de PSA financiado por los gobiernos. Son típicamente de una escala espacial bastante más extendida, abarcando múltiples servicios, pero por hacer pagos uniformes con poca diferenciación espacial y muchos objetivos laterales de índole político, llegan a ser menos eficientes en proveer servicios ambientales adicionales. Sin embargo, su mayor extensión les permite alcanzar economías de escala en sus costos de administración. Mejorar el diseño de los dos tipos de PSA se lograra solo al remediar las desventajas respectivas: hacer los esquemas financiados por usuarios más baratos en sus costos de arranque, y hacer los PSA de gobierno más enfocados y eficientes.

    La difusión de esquemas de PSA fuera de América Latina se ha incrementado lentamente, pero la baja demanda articulada sigue siendo un obstáculo. Eso puede cambiar con la institución de esquemas REDD (Reducción de Emisiones por Deforestación y Degradación Forestal), como una forma costo-eficiente de mitigar los efectos de cambio climático. En este tipo de esquemas, usuarios y dueños de tierra son compensados por lograr reducciones medibles en las tasas de deforestación y degradación forestal, y así bajar las emisiones de carbono, o incluso incrementar la fijación de carbono. Esta expansión en lo que básicamente se caracteriza como PSA puede también tener beneficios laterales para otros servicios, como la protección de la biodiversidad. Trabajos llevado a cabo conjuntamente por CIFOR y la Iniciativa Amazónica en Brasil han explorado el potencial para los emergentes pagos de REDD en la Amazonía (ver próximo ítem). El mayor obstáculo está en la insegura tenencia de tierra en la región amazónica, que dificulta la perspectiva de pagarle a un único ‘buen guardián’ de la tierra por sus esfuerzos.

    Todavía quedan muchos desafíos y lecciones para aprender de estas iniciativas. La atención ahora debe enfocarse en los ensayos de la aplicabilidad de modelos en varios países a través de tres continentes. En algunos proyectos, CIFOR incluye intercambios de aprendizaje Sur-Sur a través de visitas estructuradas de campo, para así ayudar a establecer modelos consolidados que eventualmente serán lo suficientemente robustos como para ser aplicados más ampliamente. Con futuro o no – los PSA son una herramienta aún en desarrollo. El tamaño del nicho que van a ocupar todavía está en discusión, pero a estas alturas, por lo menos no hay evidencia clara de fracaso del concepto.

    Para más información, favor contactar a Sven Wunder (s.wunder@cgiar.org)

  • Pagos por servicios ambientales: ¿una opción para la Amazonía brasileña?

    Como parte de la agenda ambiental del Brasil de crear una base legal para PSA a nivel nacional, la Iniciativa Amazónica y CIFOR recibieron un pedido por parte del Ministerio de Medio Ambiente (Proyecto de Análisis y Monitoreo) de hacer un estudio de factibilidad de PSA en la Amazonía brasileña. Este esfuerzo también está estrechamente vinculado a la búsqueda de herramientas de campo para la implementación de REDD, considerando que Brasil ha comenzado a recibir fondos internacionales para deforestación evitada.

    Enfocado en carbono y biodiversidad, el estudio hizo una compilación de las experiencias de PSA a nivel global, e identificó oportunidades técnicas, legales, e institucionales para el desarrollo de esquemas de PSA en Brasil. Para evaluar la factibilidad económica, se cuantificaron los costos de oportunidad en la región, usando un enfoque espacial a nivel macro (con datos de censo agropecuario, a nivel municipal). El potencial para implementación de PSA se iluminó a través de la hipotética oferta de ‘deforestación evitada’ por parte de campesinos, comunidades, y agricultores comerciales. El estudio también discute la tenencia de la tierra, y otros factores contextuales que determinan las perspectivas de implementación.

    Un libro con los resultados del estudio ha sido publicado por el Ministerio de Medio Ambiente.

    Para más información, favor contactar a Sven Wunder (CIFOR): s.wunder@cgiar.org o Jan Börner (Iniciativa Amazónica): j.borner@cgiar.org

  • Pago por deforestación evitada en el estado de Mato Grosso, Brasil

    De acuerdo con el enfoque del Informe Stern sobre la ‘deforestación evitada’, cada vez es más ampliamente aceptado el hecho de que ‘las emisiones reducidas por deforestación y degradación evitadas’ deben ser parte incuestionable de nuestros esfuerzos, a nivel mundial, por mitigar las emisiones de gases con efecto invernadero. Los países en desarrollo han comenzado a dar forma a sus propias propuestas sobre cómo aplicar el concepto en sus condiciones. Jan Börner, de la Iniciativa Amazónica, y Sven Wunder, del CIFOR (ambos con sede en Belém, Brasil) han recibido la solicitud de un consorcio de ONG brasileñas, liderado por el Centro de Vida (ICV), sobre cómo diseñar un esquema de deforestación evitada y formas de compensación para el estado de Mato Grosso, sureste de la Amazonia brasileña. Ubicado en el llamado “arco de deforestación”, Mato Grosso ha sido, sin duda, el campeón de la deforestación: alrededor de un tercio de los bosques talados en el país. La conversión de los bosques se ha dado en aras de la ganadería y las plantaciones de soya. Sin embargo, el estado tiene una sociedad civil bastante proactiva, y recientemente se han iniciado reformas prometedoras de sus políticas ambientales. En los últimos dos años ya se han dado reducciones significativas de la tala de árboles. El desafío, ahora, es diseñar un sistema de incentivos, a nivel de estado y de agricultores, que ayude a reducir aún más la deforestación y a enlazarse con los mercados globales de carbono dispuestos a financiar y premiar tales reducciones.

    Para más información sírvase contactar con Jan Börner [j.borner@cgiar.org]